El índice de precios al consumidor (IPC) de China, principal indicador de la inflación, aumentó un 3% interanual en septiembre de 2019, dos décimas más que en los dos meses anteriores, y supuso además la mayor subida desde noviembre de 2013.

Al igual que en meses anteriores, los principales protagonistas de este aumento interanual de los precios fueron los alimentos, que subieron un 11,2 %, informó hoy la Oficina Nacional de Estadística (ONE) en un comunicado publicado en su página web.

Esta subida, +1,2 pp. por encima de la registrada en agosto, estuvo liderada por el aumento del precio de la carne, que aumentó un 46,9 % interanual, por el 30,9 % del mes anterior.

Dentro de este apartado, la carne de cerdo, uno de los productos más demandados por los consumidores chinos, subió un 69,3 % dado que su producción se ha visto mermada por la epidemia de peste porcina africana, que ha diezmado su población en el país asiático.

Sin embargo, los precios de las verduras frescas experimentaron una bajada significativa el mes pasado, un 11,8 % interanual, mientras que las frutas subieron el 7,7 %.

Fuente: https://www.expansion.com/economia/2019/10/15/5da54233e5fdea38748b45e5.html